Empresa local se adjudicó el cuidado de cancha en estadio

LICITACIÓN. Concejo municipal votó a favor de la propuesta de Hans Herrera para quedarse con la exclusiva función de mantener el campo de juego del recinto.

Fueron cinco votos a favor y dos en contra -no llegó Maritza Cortés a la votación, quien también está en contra de la designación definitiva- y con ello, se selló uno de los temas más polémicos del último año en relación al Estadio Municipal de Calama.

Y finalmente, tras el proceso de licitación -del cual no quiso ser parte el anterior canchero, Patricio Bustamante, con el consabido abandono del campo de juego del Zorros del Desierto por casi cuatro meses- se determinó que la propuesta de la empresa constructora local Hans Herrera, la misma que tiene el mantenimiento provisional de la cancha fuese la que se adjudicase los trabajos por el monto de 12 millones.

Son cuatro los concejales que se oponen a la medida -Carolina Latorre, Dinka López, Maritza Cortés y Ricardo Campusano- y por ello, la decisión a ratos apareció como controversial, algo que el alcalde de la comuna, Daniel Agusto descarta tajantemente.

“Ha quedado claro que se ha desarrollado un proceso de licitación limpio, como corresponde a la necesidad del recinto, con bases establecidas por una comisión y esa transparencia es de vital importancia” argumentó el edil.

Agusto defiende el proceso y estima que en este caso, “licitar es la primera alternativa, se ha pronunciado este consejo con total transparencia. En definitiva, el pago quedó en torno a los doce millones. Eso de acuerdo a un criterio que estableció la comisión y que es acorde a los costos que significa mantener la cancha dentro de los cánones normales”.

Crítica

Si bien la mantención del campo de juego estaba presupuestada por más tiempo, la actual licitación se debe renovar en un año más.

Y hasta ahora, hay un grupo de concejales que mantiene su postura crítica ante la decisión final y establece que hay circunstancias “investigables” en el proceso.

Fue la concejala Dinka López quien asegura que “la determinación está tomada y acá, cada uno es responsable de los actos que hace. Bajo los criterios que todos los concejales tienen tendrán el derecho de aprobar o rechazar la medida. Yo la rechazo”.

La personera municipal insiste en su rol fiscalizador y detalla que en esta decisión definitiva “tengo varios antecedentes sujetos a ser investigados por la Contraloría, como por ejemplo, que deben ser clarificados y que me parecen de cuidado, como por ejemplo, que un certificado -presentado por la empresa y resistido por algunos concejales- se tome tan livianamente cuando puede cambiar el destino de una licitación.

  • 12 millones de pesos al mes serán los que cobre la empresa que se adjudicó la licitación.
  • 4 concejales se oponen a la decisión final aunque en caso de empate, era el alcalde quien decidía.
  • 1 año estará la empresa beneficiada con los derechos de mantención sólo de la cancha, no del recinto.

    Fuente: El Mercurio de Calama. 

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *